Partes de un cromosoma

Cromosoma y…

El ADN celular nunca está desnudo y sin compañía de otras proteínas. Más bien, siempre forma un complejo con varias proteínas asociadas que ayudan a empaquetarlo en un espacio tan pequeño. Este complejo ADN-proteína se denomina cromatina, en la que la masa de proteínas y de ácido nucleico es casi igual. Dentro de las células, la cromatina suele plegarse en formaciones características llamadas cromosomas. Cada cromosoma contiene una sola pieza de ADN de doble cadena junto con las proteínas de empaquetamiento antes mencionadas.
Los eucariotas suelen poseer múltiples pares de cromosomas lineales, todos ellos contenidos en el núcleo celular, y estos cromosomas tienen formas características y cambiantes. Durante la división celular, por ejemplo, se empaquetan más estrechamente, y su forma condensada puede visualizarse con un microscopio de luz. Esta forma condensada es aproximadamente 10.000 veces más corta de lo que sería la cadena de ADN lineal si estuviera desprovista de proteínas y tensada. Sin embargo, cuando las células eucariotas no se dividen -una etapa llamada interfase- la cromatina dentro de sus cromosomas está menos apretada. Esta configuración más suelta es importante porque permite la transcripción (Figura 1, Figura 2).

¿cuántos cromosomas tiene un ser humano?

Los cromosomas son estructuras en forma de hilo en las que el ADN está fuertemente empaquetado dentro del núcleo. El ADN se enrolla alrededor de unas proteínas llamadas histonas, que proporcionan el soporte estructural. Los cromosomas ayudan a garantizar que el ADN se replique y distribuya adecuadamente durante la división celular. Cada cromosoma tiene un centrómero, que divide el cromosoma en dos secciones: el brazo p (corto) y el brazo q (largo). El centrómero se encuentra en el punto de constricción de la célula, que puede ser o no el centro del cromosoma.
Al final de cada cromosoma hay una tapa de secuencia de nucleótidos repetitiva llamada telómero. En los vertebrados, el telómero es una secuencia TTAGGG repetida hasta aproximadamente 15.000 pares de bases. Estas regiones de ADN cumplen una función crítica de preservación de la secuencia genómica al proteger el genoma de la degradación e inhibir la fusión y recombinación cromosómica. Estas regiones también participan en la organización de los cromosomas dentro del núcleo.
En los seres humanos, los 46 cromosomas están dispuestos en 23 pares, incluyendo 22 pares de cromosomas llamados autosomas. Los autosomas están etiquetados como 1-22 como referencia. Cada par de cromosomas está formado por un cromosoma heredado de la madre y otro del padre.

Leer más  Cuanto duerme un bebe de 2 meses de noche

Partes de los cromosomas y sus funciones

Los cromosomas son estructuras en forma de hilo en las que el ADN está fuertemente empaquetado dentro del núcleo. El ADN se enrolla alrededor de unas proteínas llamadas histonas, que proporcionan el soporte estructural. Los cromosomas ayudan a garantizar que el ADN se replique y distribuya adecuadamente durante la división celular. Cada cromosoma tiene un centrómero, que divide el cromosoma en dos secciones: el brazo p (corto) y el brazo q (largo). El centrómero se encuentra en el punto de constricción de la célula, que puede ser o no el centro del cromosoma.
Al final de cada cromosoma hay una tapa de secuencia de nucleótidos repetitiva llamada telómero. En los vertebrados, el telómero es una secuencia TTAGGG repetida hasta aproximadamente 15.000 pares de bases. Estas regiones de ADN cumplen una función crítica de preservación de la secuencia genómica al proteger el genoma de la degradación e inhibir la fusión y recombinación cromosómica. Estas regiones también participan en la organización de los cromosomas dentro del núcleo.
En los seres humanos, los 46 cromosomas están dispuestos en 23 pares, incluyendo 22 pares de cromosomas llamados autosomas. Los autosomas están etiquetados como 1-22 como referencia. Cada par de cromosomas está formado por un cromosoma heredado de la madre y otro del padre.

Cromoso… 7

En el núcleo de cada célula, la molécula de ADN está empaquetada en estructuras en forma de hilo llamadas cromosomas. Cada cromosoma está formado por ADN enrollado varias veces alrededor de unas proteínas llamadas histonas que sostienen su estructura.
Los cromosomas no son visibles en el núcleo de la célula -ni siquiera bajo el microscopio- cuando ésta no se está dividiendo. Sin embargo, el ADN que compone los cromosomas se empaqueta más estrechamente durante la división celular y entonces es visible al microscopio. La mayor parte de lo que los investigadores saben sobre los cromosomas se aprendió observando los cromosomas durante la división celular.
Cada cromosoma tiene un punto de constricción llamado centrómero, que divide el cromosoma en dos secciones o «brazos». El brazo corto del cromosoma se denomina «brazo p». El brazo largo del cromosoma se denomina «brazo q». La ubicación del centrómero en cada cromosoma da a éste su forma característica y puede utilizarse para describir la ubicación de genes específicos.